A 1 año de las PASO: el efecto Massa, el enigma Milei y la crisis de liderazgos

A 1 año de las PASO: el efecto Massa, el enigma Milei y la crisis de liderazgos

El segundo domingo de agosto del 2023 se realizarán las PASO para elegir nuevo Presidente de la Nación y renovar las cámaras del Congreso. El Frente de Todos y Juntos por el Cambio padecen una crisis de liderazgos definidos ante la irrupción de Sergio Massa y la incógnita de Javier Milei.

Ezequiel Rudman

Ezequiel Rudman

El 13 de agosto del próximo año habrá elecciones primarias, simultáneas y obligatorias. De acuerdo a la ley, las PASO se realizarán el segundo domingo de agosto de 2023 y, a menos de un año de las elecciones, tanto el Frente de Todos como Juntos por el Cambio atraviesan una crisis interna sin liderazgos definidos y en medio de una delicada volatilidad política y económica. A ese difuso escenario electoral se suma la irrupción de Javier Milei y los libertarios como un espacio capaz de capitalizar, o no, el descontento social con las tradicionales coaliciones políticas: tanto Alberto Fernández, Cristina Fernández de Kirchner y Mauricio Macri fallaron en materias tan delicadas como la lucha contra la inflación y la estabilidad cambiaria.

Macri aplicó un tarifazo para reducir la aplicación de subsidios y tuvo que apelar al FMI para que no colapse la economía. La misma receta que aplica ahora el Frente de Todos que busca a través de Sergio Massa el formato para aplicar la segmentación en la quita de subsidios y la reducción del déficit fiscal. El panperonismo quedó rehén del acuerdo con el FMI a partir de la deuda de más de 44.000 millones de dólares contraída por la administración Macri que ahora condiciona las metas trimestrales vinculadas al achicamiento del déficit fiscal y la baja de la emisión monetaria.

La crisis en espejo que atraviesan el panperonismo y Juntos los hermana también en la falta de un liderazgo político definido. En el Frente de Todos, luego del fracaso del doble comando entre Alberto Fernández y Cristina Fernández de Kirchner, emergió Sergio Massa para ocupar la centralidad política del oficialismo en un intento por aplicar racionalidad económica, y política, a la actual crisis. En Juntos se aprecia un fenómeno similar: el doble, o triple, comando. Horacio Rodríguez Larreta es el precandidato presidencial más competitivo al menos en las encuestas. Pero debe convivir con la sombra de Mauricio Macri como verdugo o ejecutor de vetos cruzados sobre el armado político nacional de Larreta. 

Esta semana, las críticas públicas de Elisa Carrió desnudaron la falta de conducción política en Juntos. La jefa de la Coalición Cívica detonó la interna opositora instigada por Macri. Pidió más transparencia y acusó a socios de Juntos como Rogelio Frigerio o Gerardo Morales de presunta complicidad política con el massismo. Justo cuando Cristina Fernández de Kirchner y La Cámpora sellaron una tregua con la Casa Rosada para apostar a Sergio Massa como pieza fundacional de una nueva unidad. En ese contexto, tanto el Frente de Todos como Juntos se sumergen hoy en los últimos 365 días previos a la PASO del 2023 que podrían definir el destino del país.

Con Javier Milei instalado como nuevo actor político, su potencial electoral de cara a las PASO del 2023 aún es un incógnita. Su imagen viene en caída libre a medida que se acerca el comicio. Pero el diputado de La Libertad Avanza emerge con la capacidad de desarmar el capital de votos tanto del kirchnerismo como del macrismo. Tanto en el Frente de Todos como en Juntos por el Cambio proyectan una elección de tres tercios luego de la instalación de Milei. Pero ese escenario podría cambiar si emerge un nuevo espacio peronista antikirchnerista que venga a ocupar el vacío que dejó el Frente Renovador luego de su ingreso a la coalición de gobierno. La teoría electoral de los cuatro cuartos (FdT, JxC, Milei y PJ anti K) para representar como se dividirá el electorado en las PASO es sostenida por el salteño Juan Manuel Urtubey quien explora junto al cordobés Juan Schiaretti y a Florencio Randazzo, entre otros, la conformación de un cuarto espacio político para intentar romper la polarización entre oficialismo y oposición más allá de la performance que logre Milei.

La celebración de las PASO está regulada por la ley 25.571, que en su artículo 20 establece: "La convocatoria a elecciones primarias la realizará el Poder Ejecutivo nacional con una antelación no menor a los noventa (90) días previos a su realización. Las elecciones previstas en el artículo anterior deben celebrarse el segundo domingo de agosto del año en que se celebren las elecciones generales previstas en el artículo 53 del Código Electoral Nacional". El país ingresará así en clima de campaña de manera casi imperceptible. En noviembre comenzará el Mundial de Qatar y a su término llegarán las fiesta de fin de año. Con lo cual más allá del cronograma legal, en el verano la campaña presidencial estará en marcha.  

De acuerdo al artículo 31 de la ley que regula las PASO, "la campaña electoral de las elecciones primarias, abiertas, simultáneas y obligatorias se inicia cincuenta (50) días antes de la fecha del comicio". Uno de los principales interrogantes de cara a la campaña es quién será el candidato o candidata del Frente de Todos. Massa ahora ocupa la centralidad y asoma como el futuro jefe del peronismo post kirchnerista en caso de que logre encauzar la economía. Pero Cristina Fernández de Kirchner aún no definió su futuro electoral.  La Cámara Nacional Electoral requirió en 2016 al Congreso el tratamiento de una ley que contemple diferentes situaciones de las personas con condena penal, al declarar inconstitucional normas que suprimen, en forma genérica y absoluta, su derecho a votar. 

"En el año 2016 la Cámara Nacional Electoral (CNE) declaró la inconstitucionalidad de las normas que suprimen, en forma genérica y absoluta, el derecho al voto de las personas condenadas en proceso penal", informó la CNE en un comunicado. Y añadió que "en línea con antecedentes propios de ese Tribunal -que reconoció el derecho al sufragio de los detenidos sin condena (caso "Mignone" del año 2000)- y como lo hicieron otros tribunales en el derecho electoral comparado, la Cámara resolvió que, si bien el Estado puede restringir el voto en determinados supuestos, las restricciones deben respetar los tratados internacionales sobre derechos humanos que exigen que la privación de un derecho esencial como el de sufragio, esté debidamente justificada y guarde proporcionalidad con el propósito que se persigue".



De esa manera, "la prohibición de votar podría estar justificada en casos puntuales de condenados por determinados delitos, pero no en forma genérica. Del mismo modo ha ocurrido con las incapacidades civiles, que ya no prohíben en todos los casos el ejercicio del sufragio, sino que deben graduarse y verificarse para cada persona, cuándo se justifica y cuándo se restringe el derecho al voto". En medio de ese vacío legal, el PRO impulsa en el Congreso de la Nación una ley de ficha limpia que podría dejar a Cristina Fernández de Kirchner fuera de competencia.

En paralelo, la secretaria de Asuntos Políticos, Patricia García Blanco, junto con el titular de la Dirección Nacional Electoral (DINE), Marcos Schiavi, en representación del Ministerio del Interior que conduce Wado de Pedro, participaron el viernes pasado de un encuentro organizado por la Cámara Nacional Electoral (CNE) y el Banco de Desarrollo para América Latina (CAF) con jueces y juezas con competencia electoral de todo el país con el fin de abrir una instancia de diálogo y articular acciones conjuntas de cara a los comicios presidenciales de 2023. “Para el proceso de 2023, y ya de cara a un proceso de normalización en todo el país, desde la Dirección Nacional Electoral hemos comenzado los procesos administrativos necesarios para la elección. A ese fin, ya solicitamos a cada juzgado información sobre las necesidades de cada jurisdicción”, destacaron Schiavi y García Blanco en el inicio del encuentro.

El encuentro, además, contó con la presencia de las autoridades de la CNE, Daniel Bejas, Alberto Dalla Via y Santiago Corcuera, presidente, vicepresidente y juez de cámara, respectivamente, de dicho tribunal electoral, al tiempo que también en representación de la cartera de Interior estuvo Santiago Rodríguez, titular del Registro Nacional de las Personas (Renaper). Por su parte, Schiavi ponderó que “este año ya comenzamos las reuniones con partidos políticos para abordar temas relacionados a su normal funcionamiento, como así también el financiamiento vía fondo partidario permanente (FPP)". El titular de la DINE, a la vez, adelantó que ya se tiene un borrador del pliego para el recuento provisorio: “Nuestra idea es que para octubre el pliego del recuento provisorio esté para consulta de todos ustedes, partidos políticos, ONGs y ciudadanos”, detalló.

Santiago Rodríguez, titular del Registro Nacional de las Personas (RENAPER), expuso que desde el organismo se implementó "un nuevo sistema para que la CNE tenga todos los días la actualización de todos los trámites que se hacen, que son relevantes para lo electoral en todo el país".

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?