Escándalo antes del Censo: bronca de docentes por falta de materiales

Escándalo antes del Censo: bronca de docentes por falta de materiales

A menos de 24 horas de comenzar el Censo 2022, el Indec aún no envió a algunos distritos de la provincia de Buenos Aires las credenciales y los materiales necesarios para los censistas, quienes además deberán usar sus celulares para cargar las planillas.

MDZ Política

MDZ Política

En La Plata y en los distritos mas populosos de la provincia de Buenos Aires, el Indec se quedó corto a la hora de repartir credenciales, pecheras y las bolsas con los útiles para que los censistas puedan realizar el Censo 2022. La pregunta que reina, entre coordinadores, jefes de fracción, jefes de radio y censistas es si hubo impericia o si falló la logística del Indec.

Desde el fin de semana por redes sociales y grupos de WhatsApp se multiplicó el reclamo por el faltante de material de los docentes que van a participar del Censo 2022. Vale aclarar que quienes accedieron a participar del operativo lo hicieron de manera voluntaria, percibiendo entre seis mil y trece mil pesos dependiendo de la tarea a realizar.

Cada bolsa individual preparada por el Indec contiene la credencial y la pechera identificatoria, y las herramientas necesarias para el muestreo: lápiz, goma, tabla donde apoyar las planillas para su confección y alcohol en gel.

Una de las mayores preocupaciones está vinculada al uso de los celulares personales, con el costo y el riesgo que eso conlleva. Uno de los docentes que habló con MDZ, y que le tocó censar en una zona caliente del conurbano, dijo: “Tengo que poner mi auto para ir, los colectivos ahí no entran y no tenemos quienes nos lleven. Si sabía todo esto no me anotaba, además tengo que usar mi celular que todavía lo estoy pagando”. Y se preguntó: “Si me lo roban, ¿quién se hace cargo? Porque lo que nos van a pagar no alcanza para reponerlo. Y si queremos comer o tomar algo lo tenemos que pagar de nuestro bolsillo, no nos dan ni una botellita de agua”.

A esto le suma la incertidumbre de no saber cuándo van cobrar las tareas realizadas en el censo: “Prometieron que iba a ser rápido, algunos todavía nos acordamos de lo que fue cobrar el operativo elecciones”. Son varios los docentes que a esta altura se arrepienten de haberse ofrecido de voluntarios, y como consuelo se responden: “Son unos pesitos más, no mucho, pero sirven”. Además, se preguntan porque el censo no lo hace el personal capacitado del Indec, personal del Ministerio de Desarrollo Social o personal de logística de otros ministerios.

El malestar de los maestros es claro, en off por miedo a sufrir sanciones, afirman: “Los docentes tenemos que estar con las tareas propias de la escuela. No podemos ocupar más horas por fuera de ese tiempo. Es algo ambiguo, por un lado dicen que es una carga pública y por otro te dicen que no se puede generar incompatibilidad horaria. Pongan gente capacitada para esto”, se quejaba una directora de una escuela primaria de Lomas de Zamora.

En las Jefaturas Distritales de la provincia de Buenos Aires, las bolsas con el material individual para cada censista fueron entregadas por el correo en tiempo y forma. Los faltantes fueron descubiertos este fin de semana ya que, por protocolo, antes de preparar los kits individuales, tuvieron que cumplir varias etapas. La sorpresa en la mayoría de los distritos de mayor cantidad de habitantes, como es el caso entre otros de La Matanza, Florencio Varela, Lomas de Zamora, La Plata, Lanús, Quilmes y Mar del Plata; descubrieron recién el sábado que los kits enviados por el Indec eran menos que la cantidad de censistas convocados para cubrir el operativo del Censo 2022.

Por lo cual los encargados del operativo se encontraron con que tenían planillas de sobra para censar, pero no alcanzaba el material enviado para repartir entre los censistas. Y ante la falta de respuesta de los superiores empezaron a tratar de buscar una solución al problema.

Algunos sugerían: “partamos los lápices y las gomas a la mitad”; “pidamos en los super o en los almacenes cartón duro para hacer las carpetas”; “dividamos las pecheras, así tenemos dos” o “usemos el alcohol en gel que tenemos en las escuelas”. Para después caer en la cuenta de que hagan lo que hagan para cubrir la emergencia, sin las credenciales no pueden salir a censar. Censar sin credenciales no garantiza la seguridad de los censistas por mas que vayan acompañados, en las “zonas complicadas”, por personal de las fuerzas de seguridad.

Otro tema de preocupación es como va a funcionar la aplicación. El lunes se cayó, por lo cual los docentes no pudieron practicar a fondo el manejo de la misma. La duda esta en que va a pasar el miércoles cuando empiecen a cargar los datos de todo el país. ¿La App soportara tanto tráfico? ¿Cómo van a hacer para subir la información en las zonas rurales donde no hay conectividad?

Por otra parte, se abrió un debate sobre las tierras usurpadas. Una docente platense, a la que le toca censar la megatoma de Los Hornos, decía a MDZ bajo reserva de nombre: “Fuimos el sábado a conocer la zona. Cuando llegamos nos miraban con desconfianza, al momento de presentarnos cambio el humor y nos recibieron muy bien”. Y agregó: “Cómo no nos van a recibir bien y contentos, si el Estado al censarlos les reconoce la potestad sobre la tierra usurpada. Censar una toma es avalar la ilegalidad”.

Una alta fuente de la Dirección General de Educación bonaerense, consultada por este medio, reconoció el malestar de los docentes y dio como respuesta: “Nosotros no tenemos nada que ver, el operativo lo organizo el Indec”, y se mostró esperanzado en que entre hoy y mañana se regularice la situación con los materiales faltantes.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?