La ley de salvataje de pymes recibió un apoyo clave en el Senado

La ley de salvataje de pymes recibió un apoyo clave en el Senado

Dirigentes del Movimiento Nacional Pyme (Monapy) se reunieron con legisladores de Juntos por el Cambio en la Cámara Alta del Congreso.

Juan Mahlknecht

El Movimiento Nacional Pyme (Monapy) mantuvo una reunión con el interbloque de senadores de Juntos por el Cambio, como parte de la ronda de entrevistas que esa organización viene manteniendo con distintos sectores políticos para intentar que el Congreso apruebe una ley que frene el constante cierre de pequeñas y medianas empresas en todo el país y las proteja para su recuperación y generación de empleo genuino.

"Salimos muy conformes, hubo un compromiso de los legisladores presentes de apoyar esta propuesta, a la que valoran por su profundidad y amplitud", comentó Maximiliano Pisetta, el chaqueño que ocupa la vicepresidencia del Monapy. En la reunión entre los senadores de Juntos por el Cambio y representantes del Movimiento Nacional Pyme Pisetta y el presidente del Monapy, Alejandro Bestani, fueron dos de los expositores del proyecto para el salvataje de las pymes. Enfrente estaban los senadores Stella Olalla, Mario Fiad, Luis Naidenoff, Luis Juez, Flavio Fama, Alfredo Deangelis, Gabriela Valenzuela, Victoria Huala, Dionisio Scarpin, Maria Belen Tapia, Eduardo Vischi, Pablo Blanco, Mariana Juri y el chaqueño Victor Zimmermann.

"Algo que impresionó mucho fue que el mundo va a pedir algo, y nosotros fuimos a ofrecer. Creo que convencimos a muchos de que esta es la forma de salir. Porque el proyecto no le va a costar un peso al estado, sino que por el contrario, generará más ingresos fiscales, incrementará la actividad económica y permitiría que se creen más de dos millones de puestos de trabajo en un año", dijo Bestani.

El trasfondo de la propuesta es reducir la desmesurada presión fiscal actual sobre las pymes, habilitar mecanismos de desendeudamiento y quitar trabas burocráticas y monetarias que suman complicaciones adicionales a emprendimientos que viene
subsistiendo a duras penas en el contexto de crisis, empobrecimiento del mercado y crecientes cargas impositivas.

Panorama amplio: La exposición de la entidad empresarial estuvo a cargo de ocho referentes del sector, todos de diferentes actividades y zonas geográficas del país. En la realidad que cada uno describió había un denominador común: el carácter épico que tiene hoy mantener una pyme abierta en la Argentina, ya que no hay incentivos para la inversión ni para la generación de empleo, sino, por el contrario, políticas y medidas que sistemáticamente complican la continuidad de los emprendimientos.

"La verdad es que la reunión con el interbloque de Juntos por el Cambio fue muy buena. Estuvimos una hora y media, algunos senadores estaban con sus equipos técnicos, y quedaron impresionados por la profundidad del proyecto. Además, rescataron que es un proyecto genuino, plasmado por el sector que padece la economía, que somos los empresarios pyme. Eso es lo que le da potencia al proyecto, porque no lo impulsa un sector político, sino quienes cada día luchamos por mantener abiertas nuestras empresas y por seguir dando empleo a millones de trabajadores", dijo Pisetta.

"Creo que los legisladores quedaron convencidos, y nos pidieron que podamos empezar a trabajar juntos, porque quieren incluir estas medidas en su programa de gobierno. Nosotros les remarcamos que queremos que esta ley salga por consenso, que no sea de un partido político, para que tenga la fuerza necesaria a fin de que no sea una norma que después quede cajoneada", marcó Bestani.

Los senadores de JxC se comprometieron a hablar con los senadores del oficialismo para intentar que el proyecto sea tratado en comisiones y pueda ser debatido y votado en la Cámara Alta, probablemente en 2023.

* Juan Mahlknecht

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?