La severa advertencia del kirchnerismo duro a Alberto Fernández

La severa advertencia del kirchnerismo duro a Alberto Fernández

El Instituto Patria intensificó sus reclamos y le exige al presidente que recambie urgente a su gabinete si quiere evitar una nueva derrota en las elecciones legislativas de noviembre.

MDZ Política

MDZ Política

La contundente derrota en las PASO solo reavivó las feroces internas en el Frente de Todos, donde los pases de factura son moneda corriente y los reclamos se convirtieron en el paradigma de las relaciones de fuerza entre los distintos componentes del oficialismo. En ese marco, el kirchnerismo más duro intensificó sus demandas y le exige al presidente Alberto Fernández que recambie urgente a su gabinete si quiere evitar un nuevo papelón en las elecciones legislativas de noviembre.

En vez de aunar esfuerzos y construir nuevas políticas que reviertan los graves errores cometidos en un año y medio de gestión paupérrima y plagada de escándalos, el oficialismo se enroscó en una discusión inerte que solo plantea dos escenarios posibles para el Gobierno nacional: un giro hacia la moderación y la ortodoxia al mejor estilo Sergio Massa para atraer a la clase media y calmar al establishment, o una radicalización del kirchnerismo hard que derive en una mayor intervención de Cristina Fernández de Kirchner en la gestión.

"Hay un montón de personas como Juan Grabois, María de los Ángeles Sacnun, Hugo Yasky, Mario Secco y Andrés Larroque, pidiendo más kirchnerismo. Y por otro lado, también se habla de Sergio Massa como futuro jefe de Gabinete o en un superministerio de Economía", señaló la periodista Laura Di Marco en el programa +Voces, del canal LN+, sobre lo que se está discutiendo en el Frente de Todos como posible rumbo del Gobierno en los próximos meses.

El Gobierno se debate entre dos modelos: el de Cristina Kirchner y el de Sergio Massa.

Sin embargo, Alberto Fernández tiene otras intenciones, añadió Eduardo Feinmann: "Tengo el dato que no habrá ningún cambio en el gabinete por lo menos hasta ahora. La idea del presidente es no hacer modificaciones hasta noviembre para no ‘quemar’ mayor capital político por anticipado". En tanto, Fernando Carnota aportó otra información en el mismo sentido: "Alberto Fernández dice 'a Santiago Cafiero lo resisto, a Martín Guzmán lo entrego'".

Pero esta postura le traería al presidente mayores roces con el kirchnerismo duro que está harto de sus ambivalencias. Según Carnota, "en el Instituto Patria están convencidos que si no hay cambios de nombres en el gabinete, no habrá una señal de querer corregir el rumbo" para recuperar la confianza de la gente y ganar las elecciones.

 

Las dos cifras clave que desvelan al Gobierno

Más allá de lo que suceda con el gabinete, en el oficialismo están pensando cómo achicar la brecha de votos con la oposición y revertir el resultado de las primarias en noviembre. "Hay dos números importantes que mira el Gobierno: las 2,5 millones de personas que no fueron a votar en las PASO, por lo que esperan que vayan en noviembre; y los 2 millones de votos de diferencia que le sacó Juntos por el Cambio en todo el país", señaló Feinmann.

En ese marco, Carnota especificó que una parte importante de ese proceso de remontada será lo que determinen los intendentes del conurbano bonaerense, quienes sostienen que "esas millones de personas que no fueron a votar representan entre un 7 y 8 por ciento sobre el que ellos tienen capacidad de traccionar a sus propias filas, y que son los que supuestamente los intendentes remolones no fueron a buscar para llevarlos a los centros de votación".

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?