El sindicalista amigo de Sergio Massa que volvió con aprietes y extorsión

El sindicalista amigo de Sergio Massa que volvió con aprietes y extorsión

Se trata de Juan "Lagarto" Olmedo, un exdelegado de la UOCRA en el Gran Buenos Aires y considerado como uno de los gremialistas aliados al líder del Frente Renovador. Negocios millonarios, extorsiones y causas judiciales.

MDZ Política

MDZ Política

Uno de los sindicalistas más poderosos del Gran Buenos Aires volvió a las andadas de la mano del kirchnerismo. Se trata del extitular de la UOCRA de Quilmes, Berazategui y Florencio Varela, Juan 'Lagarto' Olmedo, un hombre que supo forjar una sólida alianza con Sergio Massa y que luego de ser desplazado de la conducción gremial hace unos años por presunta corrupción, ahora regresó para recuperar sus negocios a fuerza de extorsiones, aprietes y mucha violencia.

Según un informe periodístico emitido anoche en el programa PPT Box, del canal El Trece, el 'Lagarto' Olmedo y su patota causan terror en las obras públicas y privadas de los partidos bonaerenses de Quilmes, Berazategui y Florencio Varela, imponiendo sus propios negocios a base del miedo y el apriete en un marco de extrema impunidad.

Otrora pastor evangélico de la villa Los Eucaliptos, en Quilmes, Olmedo siguió los pasos del modelo sindicalista empresario de Hugo Moyano y el 'Pata Medina' para transformarse en millonario. Como representante de la UOCRA, el sindicalista amasó una fortuna obligando a las constructoras a contratar como proveedoras a las empresas que estuvieran a nombre de sus testaferros, al igual que a la gente que él imponía en listados. Si la empresa se negaba, Olmedo instruía a sus delegados a que paralicen los trabajos en las obras como forma de apriete, incluso bajo métodos bastante violentos.

El 'Lagarto' Olmedo supo ser uno de los sindicalistas favoritos de Sergio Massa.

"Olmedo quería obligar a los delegados a parar las obras para su beneficio personal", sentenció Daniel Figueredo, un exdelegado del gremio seccional que lo denunció hace unos años por extorsión.

En 2018, la UOCRA desplazó a Olmedo de su puesto ante denuncias judiciales por extorsión y enriquecimiento ilícito, pero el 'Lagarto' "prometió volver con Cristina Fernández de Kirchner y cumplió", añadió por su parte el conductor Jorge Lanata. De hecho, aclaró el periodista, el socio sindical de Sergio Massa decía que era un perseguido político cuando en realidad la Justicia lo investigada por sus causas de corrupción.

Desde el año pasado, la patota de Olmedo causa desastres en obras públicas y privadas del ámbito de la delegación que otrora administraba, enviando a sus secuaces a provocar destrozos y a enfrentarse con otros trabajadores, incluso utilizando armas de fuego.

Todo ello responde a un solo objetivo: recuperar sus negocios. "Con su familia y un socio en las sombras administra una compañía de viandas para constructoras desde un estacionamiento en Quilmes. Sin embargo, la empresa no tiene habilitación del Senasa. También posee un galpón con más de 70 maquinarias que prestan servicios a obras", explicó el informe.

Además de las denuncias por extorsión, Olmedo tiene una causa judicial iniciada en 2017 por enriquecimiento ilícito pero que la Justicia archivó dos veces." La intención de los denunciantes es que la causa se reabra y se llame a testificar a Cacho Escobar, un exsocio de Olmedo con el que construyó su patrimonio pero ahora está enfrentado, porque Olmedo reabrió todos sus negocios en sociedad con su esposa e hijos y ahora le está aplicando el método de la patota a Escobar para sacarle todos los bienes que tenían en común", detalló por último la periodista Cecilia Boufflet.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?