Cuánto vale una vida: el incómodo debate que envuelve a Tribunales

Cuánto vale una vida: el incómodo debate que envuelve a Tribunales

Una película que es furor en Netflix puso de relieve un debate que se vive todos los días en Tribunales: cuánto vale una vida para la Justicia a la hora de ponerle un valor indemnizatorio. La visión de los jueces locales.

Jorge Caloiro

Jorge Caloiro

La película, que es furor en Netflix, “Cuanto vale una vida”, protagonizada por Michael Keaton, que narra una historia verídica de un famoso abogado que debe determinar el valor monetario de las vidas que se perdieron en los atentados a las Torres Gemelas, sirvió de disparador de presente nota: ¿cuánto vale la vida para la justicia argentina?

“El valor vida lo fijamos de entraña”, dijo a MDZ una conocida magistrada provincial. ¿Cómo es eso? “Lo que nos parezca, es totalmente discrecional y actualmente oscila entre ochocientos a novecientos mil pesos”, replica. Y se refiere a lo que se puede pautar como pago por una persona que murió en un incidente. 

Vale aclarar que tal importe es solo en cuanto al “valor vida” y de acuerdo a cada caso habrá que agregarle otros rubros indemnizatorios como el lucro cesante, los gastos para la subsistencia, el daño moral, entre otros, que engrosarán la indemnización reparatoria por la muerte de un ser querido.

El Tribunales hay una "tarifa tácita" sobre el valor vida. 

Dime dónde naciste y sabrás "cuánto vales"

El “valor vida” en la legislación argentina no está tarifada y depende de varios factores que inciden en los jueces al momento de ponerle un “precio” a la vida. Entre dichos factores están: las distintas realidades económicas de las provincias. En las más ricas, es mas elevado. En ejemplo es la Provincia de Corrientes: con sueldos de magistrados más elevados que sus pares de otras Provincias, el “valor vida”, que determinan los Jueces correntinos, es el mayor de toda la argentina. Otro de los factores que influye en los Jueces para determinar cuánto vale la vida esta dado por la formación académica y doctrinaria de los magistrados. En Mendoza hay una fuerte postura -de los jueces- a favor de la “teoría económica del derecho”.

Por lo general cuando muere una persona en un accidente de tránsito y hay una compañía de seguro que debe responder por esa indemnización, muchos jueces mendocinos, aplicando esta teoría, determinan un “valor vida” menor, para no desbaratar la ecuación económica financiera de las compañías de seguro. Para ser mas claros, si un juez condena a una aseguradora por diez millones de pesos, la situación, para los partidarios de esta teoría, desajustaría el “sistema” y pondría en riesgo el negocio de las aseguradoras.

Igualdad en igualdad de condiciones

El valor vida, en principio, es igual para todos, en igualdad de circunstancias. Habrá diferencias, por ejemplo por razones de edad. Mientras más joven sea la víctima, mayor será el “valor vida”; mientras que a mayor edad, menor indemnización. Nada importa -en cuanto a la determinación del valor vida- si una persona es gerente y la otra un empleado. Un CEO y un empleado raso, de la misma franja etaria, el valor vida es el mismo.

Pero últimamente hay una nueva tendencia de ciertos magistrados -a quienes aplaudimos- de aplicar diferencias al “valor vida” aplicando la teoría de la “reparación sustitutiva” al daño moral. No es lo mismo un padre o una madre presentes, que se ocupaban de su hijo que padres o madres ausentes. Todo ello dependerá de la prueba aportada en hipotético el juicio.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?