Quiénes son y qué dijeron las tres senadoras que rechazaron las etiquetas saludables

Quiénes son y qué dijeron las tres senadoras que rechazaron las etiquetas saludables

Ayer se le dio media sanción al proyecto de ley que apunta a la Promoción de la Alimentación Saludable. Hubo 64 votos afirmativos y solo tres senadoras se opusieron. Conocé sus argumentos.

MDZ Política

MDZ Política

Luego de un amplio acuerdo político y resistiendo las presiones de grandes compañías como Coca Cola, ayer el Senado aprobó el proyecto de ley de Promoción de la Alimentación Saludable. Si bien tanto el oficialismo como la oposición se mostraron alineados, a pesar de los 64 votos positivos hubo tres legisladoras que votaron en contra. Se trata de Silvia Elías de Pérez (UCR), Beatriz Mirkin (Frente de Todos) y Clara Vega (Juntos por el Cambio).

Las primeras dos representan a la provincia de Tucumán y a la hora de expresarse sobre el proyecto manifestaron su preocupación respecto al impacto que tendrá en la industria del azúcar, la más importante de esa provincia. "Apoyo una ley de etiquetado, y contribuir a una alimentación saludable. Mi planteo es poder establecer otro criterio que no afecte injustamente a nuestra principal industria", manifestó Mirkin.

"Esta ley ataca al azúcar, la demoniza injustamente y, por lo tanto, intenta también una vez más traer desamparo a mi provincia. El azúcar es un nutriente natural, orgánico, no sintético, no merece ser demonizado", agregó por su parte Elías de Pérez. "Hoy más que nunca vengo como senadora por la provincia de Tucumán a defender la industria madre de mi provincia, a defender el azúcar, que implica trabajo para 60.900 familias tucumanas, jujeñas, salteñas, misioneras, santafesinas; e implica el trabajo para 8.100 productores de mi provincia", manifestó.

En cuanto a Clara Vega es representante de la provincia de La Rioja y argumentó su voto negativo en el supuesto impacto laboral que tendría la sanción de la ley. "No nos podemos dar el lujo de perder un puesto más de trabajo", subrayó y dijo que la ley "no ha contemplado la situación en la que viven los argentinos, y menos aún el sector industrial y privado, que cada vez más necesita del acompañamiento de todos para poder salir adelante".

En concreto, el proyecto que ayer obtuvo media sanción obliga a que los alimentos y bebidas envasados y comercializados en la Argentina incluya en la cara principal un sello de advertencia indeleble por cada nutriente crítico en exceso, según corresponda: "Exceso en azúcares", "Exceso en sodio", "Exceso en grasas saturadas", "Exceso en grasas totales", y/o "Exceso en calorías".

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?