Condenaron a las médicas del Hospital Español por la muerte de Guadalupe Codes

Condenaron a las médicas del Hospital Español por la muerte de Guadalupe Codes

Este miércoles se realizó una audiencia en el Polo Judicial Penal en la que un tribunal dictó la sentencia para las médicas.

Ángeles Balderrama

Ángeles Balderrama

Este miércoles por la mañana, un tribunal condenó a las pediatras Viviana Bacciedoni (56) y Andrea Piatti (41), a dos años de prisión de ejecución condicional por la muerte de Guadalupe Codes (9), ocurrida en noviembre de 2015 en el Hospital Español de Mendoza. Tras una inyección mal colocada, la pequeña quedó paralizada, pasó a un coma inducido y terminó muriendo.

La audiencia comenzó a las 11 en la sala 14 del Polo Judicial Penal. Si bien estaba prevista para las 8.20, el tribunal compuesto por los jueces Agustín Chacón, Diego Lusverti y David Mangiafico esperó la llegada de un cuarto intermedio de otro caso que se desempeñaba durante el mismo horario, el de Melody Barrera. Es que el abogado Pablo Cazabán, que defiende los intereses de la familia de Guadalupe Codes, también defiende al policía acusado de asesinar a Melody.

Así, la sentencia comunicada determinó, para el caso de Andrea Piatti, una condena de 2 años de prisión de ejecución condicional y 5 años de inhabilitación para el ejercicio de la medicina, como autora del delito de homicidio culposo. En tanto, Viviana Bacciedoni recibió una pena de 2 años y 6 meses de prisión de ejecución condicional y 6 años de inhabilitación para ejercer la medicina, también por haber sido encontrada autora del delito de homicidio culposo. 

La resolución indica que ambas condenadas deberán presentarse semestralmente ante la Oficina de Promoción del Liberado y comparecer a todas las citaciones a las que sean notificadas.

Guadalupe Codes murió en noviembre de 2015 luego de ser atendida por las pediatras Viviana Bacciedoni y Andrea Piatti, quienes le colocaron una inyección de manera incorrecta durante su tratamiento contra la leucemia en el Hospital Español de Mendoza. En concreto, se trató de Vincristina, un fármaco utilizado para retardar o detener el crecimiento de células cancerosas en el cuerpo.

Según el Ministerio Público Fiscal, las médicas Piatti y Bacciedoni suministraron la inyección directamente en la columna de la niña cuando en realidad debían hacerlo por vía intravenosa. Esta situación generó que Guadalupe tuviera una paraplejia ascendente. Dos días más tarde, le aplicaron una segunda dosis por las venas.

En ese complejo contexto, el estado de salud de Guadalupe fue desmejorando y debió ser trasladada al Hospital Notti. Finalmente, el 20 de noviembre, tras quedar bajo un coma inducido, murió la pequeña de 9 años.

Por el hecho, tanto Piatti como Bacciedoni recibieron una doble imputación o un imputación alternativa, por homicidio simple con dolo eventual y homicidio culposo. Sin embargo, durante los alegatos de apertura del juicio, el abogado querellante sorprendió con un pedido de cambio de calificación: solicitó una condena de cinco años para Bacciedoni y de 4 años y medio para Piatti por el delito de homicidio culposo. Esta estrategia de la defensa se basó en la necesidad de que las pediatras sean condenadas.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?