Pura relajación, los mejores ejercicios para combatir el estrés

Pura relajación, los mejores ejercicios para combatir el estrés

Dedicar unos minutos al día para hacer unos sencillos ejercicios nos ayudará a disminuir el estrés.

Napsix

El estrés es un trastorno que nos asecha en la rutina, que aparece si estamos cargados de obligaciones, de nervios y de cansancio. Saber detectar que lo estamos padeciendo es esencial para comenzar a tratarlo con ejercicios y técnicas buenas para nuestra mente y cuerpo. 

Según la American Psychological Association (Asociación Americana de Psicología) el estrés es uno de los trastornos que más afectan a la población actualmente, y se lo suele describir como una sensación de agobio, preocupación y agotamiento. Puede tocarle a personas de cualquier edad, género y sexo.

Ejercicios para combatir el estrés

La práctica diaria de ciertos ejercicios previene muchas consecuencias del estrés y ayudan a relajar las molestias latentes. A continuación detallamos los mejores, recomendados por profesionales del sitio Mejor Con Salud. Recuerda que tienes que hacer cada ejercicio con mucho cuidado, sin movimientos bruscos. 

1. Relajar el cuello: El cuello es una de las primeras partes del cuerpo donde se perciben las consecuencias físicas del estrés. En él se concentra una gran cantidad de tensión muscular. Para empezar, inclina la cabeza hacia adelante y atrás, hacia un hombro y al otro. Luego, haz giros con la cabeza como si estuvieses tratando de hacer círculos con la nariz. 

2. Calmar la tensión en los hombros: Sube y baja los hombros con un movimiento suave, uno a la vez y de forma alterna. Relájalos y deja que la cabeza caiga hacia adelante, como si el mentón quisiera apoyarse sobre el pecho. Luego, haz movimientos circulares con la cabeza sin estirar el cuello. Repite estos movimientos cinco veces.

3. Aliviar la espalda y brazos:  Extiende los brazos hacia la parte frontal del cuerpo, entrelaza los dedos de las manos entre sí y gira las palmas hacia adelante. Realiza un breve estiramiento, relájate y repítelo varias veces.

4. Relajar la columna: La tensión en la columna suele ser el resultado de permanecer mucho tiempo sentado en una misma postura. Siéntate en una silla, relaja la columna hacia adelante y afloja la cabeza entre las piernas, colgando los brazos. Sube y baja despacio. Pon las manos detrás del cuello y lleva los codos hacia abajo y el mentón hacia el pecho. Respira durante unos segundos, tratando de relajarte tanto como puedas y descansa. Manteniendo la posición sentada, mueve el tronco del cuerpo hacia un lado y hacia el otro, como si estuvieses tratando de rotar todo el torso.

No dudes en consultar con un profesional de la salud en casos severos de estrés. 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?