Geniales, 5 consejos para limpiar y dejar las toallas suaves

Geniales, 5 consejos para limpiar y dejar las toallas suaves

Las usamos a diario, por lo que debemos lavarlas a menudo. Conoce algunas recomendaciones para que queden perfectas

Napsix

Son muchos los elementos que usamos a diario y que, por lo tanto, requieren de un lavado consciente de forma periódica. Uno de ellos son las toallas, que con el tiempo empiezan a endurecerse y desteñirse. Por eso, resulta fundamental tener en cuenta algunos consejos funcionales que te permitan dejarlas limpias pero sin perder la suavidad que tenían originalmente. Conoce algunas recomendaciones.

Muchas prendas comienzan a estropearse con el lavado diario. Es que con el uso de los jabones o detergentes y con el centrifugado de la lavadora, la ropa y también otros tejidos como las toallas, se van destiñendo y perdiendo sus propiedades originales, cambiando por completo su aspecto y perdiendo su suavidad. Para evitar que esto suceda y alargar la vida útil de las toallas, ten en cuenta estos sencillos trucos que marcarán la diferencia.

Haz un prelavado con agua fría
Fuente: Pixabay
  • Haz un prelavado. Un primer consejo a tener en cuenta al lavar las toallas, es hacer un prelavado. Llena un fuentón o barreño con agua fría, vinagre y limón. Sumerge allí tus toallas y mantenlas en ese espacio por el transcurso de una hora aproximadamente. Si no tienes suficiente tiempo, entonces déjala allí por lo menos media hora. Una vez pasado ese tiempo, quítalas y llévalas a la lavadora. Esto evitará que se endurezcan.
  • Usa poco jabón. Aunque las etiquetas del jabón para la ropa puedan ser muy prometedoras, es mejor no excedernos en su uso. Por eso, mejor no abusar de su aplicación y colocar solo una pequeña cantidad del producto al limpiar tus toallas.
  • Usa vinagre y evita el suavizante. En línea con lo anterior, es mejor evitar el uso de suavizante. Este se desaconseja dado que podría generar el efecto contrario al deseado, además de perjudicar a las cañerías. En cambio, podrás usar un poco de vinagre de limpieza, que deja el tejido suave y sin olor, además de resaltar los colores.
Evita usar suavizante
Fuente: Pixabay
  • No sobrecargues la lavadora. Sumado a lo antes dicho, procura no sobrecargar el tambor del lavarropas, esto hará que las toallas no tengan espacio para moverse y para que la limpieza llegue a todas las partes.
  • Usa un programa adecuado. Un último consejo: a la hora de escoger el ciclo de lavado pertinente, busca aquel que sea corto y que use agua fría. Esto hará que queden más suaves, evitarás que se achiquen y tus toallas se verán increíbles al sacarlas de la lavadora.
Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?