Fin del impuesto al cheque para monotributistas: lo que hay que saber

Fin del impuesto al cheque para monotributistas: lo que hay que saber

El especialista económico Carlos Burgueño analizó la medida del Gobierno de eximir a los monotribustas del pago del impuesto al cheque.

MDZ Radio

MDZ Radio

El economista de MDZ Tadio, Carlos Burgueño, habló sobre la decisión del Gobierno de eximir a los monotributistas del pago del impuesto al cheque. Calificó la medida como una de las mejores que tomó esta gestión.

"Yo ya dije que la mejor medida del Gobierno nacional hasta acá fue haber acordado con los acreedores. Pero esta le compite", dijo Burgueño al referirse a la decisión de sacar el impuesto al cheque. "Obviamente que estamos en campaña y la medida se toma por eso, pero no no significa que no sea una gran decisión", celebró. 

Esto significa que los monotributistas no pagarán más el impuesto al cheque, "cada vez que el monotributista deposite un cheque no tendrá ese descuento. Es una gran noticia y un alivio", resaltó el economista. "Imaginensé cuando una persona cobraba un servicio mil pesos, le pagaban con cheque, depositaba y le quedaban 875. Generaba mal humor y a la vez que esa persona cobre más caro, con el riesgo de que no lo contraten", ejemplificó.

El impuesto al cheque se aplica en forma directa al monto por el 1,2% del total.

A partir de esta noticia, Burgueño hizo una reflexión: "Este país está ahogado en impuestos y parte de los problemas de la recuperación es que Argentina paga demasiados aranceles. Mientras que un problema paralelo es que hay demasiados impuestos que burocratizan al Estado y eso es un costo, además de que es complicado para abonar".

En su momento este Gobierno tomó "una pésima decisión", que fue dar marcha atrás con el pacto fiscal, que era la baja del impuesto a los ingresos brutos, "de las mejores propuestas del gobierno de Macri". De hecho, para Burgueño, "el primer arancel que hay que eliminar es el de ingresos brutos, pero evidentemente este gobierno no pudo o no quiso y dio marcha atrás".

Ahora, "el segundo que hay que sacar es el impuesto al cheque, que no debería existir más. Pero es un arancel que da plata todos los días. A diario el sistema financiero le gira al Estado dinero de ese impuesto, que absolutamente distorsivo".

Por eso, "el hecho de que el monotributista no pague más impuesto al cheque es una muy buena noticia para los contribuyentes, pero además marca el sentido hacia dónde hay que ir: bajar la presión impositiva, empezando por un impuesto distorsivo, muy burocrático, complejo de liquidar y ni te digo molesto", concluyó. 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?