El vino que hay que pedir en una primera cita: ¡basta de dudas!

El vino que hay que pedir en una primera cita: ¡basta de dudas!

Marcela Feudale hizo esa pregunta en su programa de radio y el sommelier Martín Vázquez recogió el guante. En la nota, los consejos.

MDZ Divinos

MDZ Divinos

Muchas primeras citas están destinadas a transformarse en el comienzo de una espectacular historia de amor. Por supuesto, muchas otras son un "debut y despedida" porque la química no estuvo, la otra persona no era lo que se esperaba, o simplemente no hubo conexión.

Generalmente, esas primeras citas tienen que ver con salir a comer, y muchas veces esas comidas son almuerzos o cenas, en las que la elección de la bebida debe hacerse. Si bien no hay fórmulas mágicas y las opciones pueden ser vastas, es real que el vino correcto puede ser un gran aliado para que el evento sea un éxito, para ayudar a acompañar un buen menú y al mismo tiempo, relajar la situación.

¿Cómo se hace para elegir un vino adecuado si no sabemos y encima no tenemos idea que le gusta a nuestro "convidado"?

En una charla radial con Marcela FeudaleMartín Vázquez, reconocido sommelier, dio varios tips. ¿El primero? No buscar un vino súper caro para impresionar, ni uno mega barato que de vergüenza. Lo mejor en la primera cita es uno intermedio.

También manifestó que es mejor elegir un vino sin carácter demasiado definido “para que nos ayude después a desasnar en una segunda o tercera cita por qué lado le gusta el vino a la otra persona”.

Además aseguró que lo más adecuado para una primera cita sería un vino de baja graduación alcohólica, que ronde los 13,5° de alcohol, y que, en esto de que no sea demasiado fuerte ni potente, es preferente buscar un vino “que no tenga paso por barrica de roble francés”.

El sommelier aseguró que el vino blanco es una buena opción para una primera cita “porque propone un juego de mucho aroma” dentro de lo que es el juego de la seducción.

Según Vázquez, otro punto fundamental para elegir el vino correcto es que combine con la comida: “Si vamos a elegir una carne y una salsa contundente o algo fuerte, tratemos de que acompañe esa comida, entonces elegimos un Malbec con barrica o un Cabernet Sauvignon con 12 meses de paso por barrica. En cambio, si vamos a comer un pescado con una salsa más liviana, podemos optar por un blanco, un rosado o un Malbec más ligero”.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?