Máxima de los Países Bajos muestra cómo usar pantalones con elegancia y a toda hora

Máxima de los Países Bajos muestra cómo usar pantalones con elegancia y a toda hora

Es una prenda que Máxima de los Países Bajos adoptó en su guardarropas. Y siempre nos cautiva por cómo los combina con blusas de diferentes diseños.

Esther Cano

La modernidad en una monarquía con siglos de historia se observa en lo cotidiano en sutiles cambios de vestuario. Lo que en otros ámbitos es una obviedad o mera frivolidad, en reinas y princesas, es –al principio–una osadía a una de las obligaciones atávicas, el protocolo. Pero una vez que una de sus integrantes lo hace, el resto las imita. Y Máxima de los Países Bajos muestra cómo usar pantalones con elegancia.  

Máxima de los Países Bajos con dos versiones para imitar: pantalón con blusa elegante y cómoda; y con blazer a tono.

Ya no es una rareza ver a Máxima de los Países Bajos elegir pantalones para asistir a eventos de su agenda como reina. Incluso se ha puesto jeans de corte clásico para esa actividad que dos veces al año realiza calzándose guantes de goma y zapatillas para ponerse a lustrar bancos de una escuela, de una iglesia, o hidrolavadora en mano, limpiar los columpios de una plaza infantil. 

Modelos similares de diseño amplio: con maxicamisa; y en amarillo, todo de Zara.

Evitemos el modo prejuicioso de apuntar que cuando Máxima de los Países Bajos elige pantalones son todos de la línea couture de Edouard Vermeulen, el diseñador belga de Natan. Sí, ella suele usar esos de diseño a medida y también de los que tiene Zara en su línea básica, o unos pied de poule que de tan clásicos parecen algo aburridos como los que se puso en Atenas.  

Un equipo que resiste todas las épocas en color rojo (izq.), y uno para todos los días el que Máxima de los Países Bajos usó en Grecia.

Apuntemos a lo positivo de que Máxima de los Países Bajos nos marque propuestas de cómo combinar pantalones sin resignar a dos cosas super importantes: la elegancia y la comodidad. Por su estructura corporal y su altura, y por su condición de reina, difícilmente optará por pantalones cigarettes y muchos menos adherentes. Pero de todas las demás opciones, ella los exhibe sin perder glamour natural y dándonos la sensación de que está confortable. 

Máxima de los Países Bajos con una blusa hace la diferencia y se destaca más por la elección del pantalón (izq.), y un outfit ideal para una fiesta.

Y el segundo punto en lo que Máxima de los Países Bajos es un faro de la moda, es cómo los combina con blazer, con blusas con detalles de moños, de hombros al desnudo, con corte asimétricos, con mangas importantes o con camisas simples pero potenciadas por broches importantes sean de piedras verdaderas o fake gems, y también de diseño étnico. 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?