Sin harina ni manteca: budín de vainilla y almendras riquísimo y con pocos ingredientes

Sin harina ni manteca: budín de vainilla y almendras riquísimo y con pocos ingredientes

Este budín de vainilla se destaca por su sabor sutil y exquisito y también por la textura que aportan las almendras picadas.

MDZ Gastronomía

MDZ Gastronomía

Es un clásico de todos los tiempos y a continuación compartimos su receta y todo lo que hay que saber para prepararlo a la perfección. ¿De qué se trata? Del budín de vainilla y almendras, y en esta oportunidad ofrecemos una versión deliciosa sin harina ni manteca. ¡A tomar nota y a cocinar!

Budín de vainilla y almendras. Fuente: Instagram Estefi Colombo (/esteficolombo)

Antes de comenzar, hay que aclarar que cuando se dice que no lleva harina se hace referencia a la tradicional, es decir, la que contiene gluten. En este caso, para su reemplazo se opta por harina de almendras, aunque se puede elegir cualquiera que sea sin TACC
 

Budín de vainilla y almendras: todo lo que hace falta

Ingredientes. Para preparar este sabroso budín se requiere de:

  • 340 gr. de harina de almendras.
  • 180 gr. de azúcar.
  • 180 ml. de leche.
  • 120 ml. de aceite.
  • 8 gr. de polvo para hornear.
  • 3 huevos.
  • 1 pizca de esencia de vainilla.
  • Almendras picadas (a gusto personal).

¿Cómo hacer paso a paso este budín sin harina ni manteca?

Elaboración. Lo primero que hay que hacer es tomar un bol o recipiente y poner en el mismo los huevos, la esencia de vainilla y el azúcar y mezclar hasta integrar.

Luego, repetir el proceso con el aceite, la leche, la harina de almendras y el polvo para hornear. En cuanto a estos últimos dos ingredientes, lo más adecuado es usar un tamizador e ir incorporándolos de a poco y a medida que se sigue revolviendo.

Fuente: foodandtravel.mx 

En definitiva, lo importante es obtener una preparación que sea homogénea y en la que no haya ningún resto de grumos. Logrado esto, sumar las almendras picadas y mezclar un poco para integrar.

Llegado este punto, es momento de llevar al horno. Para esto hay que poner la mezcla en un molde o budinera que tiene que estar cubierto con papel vegetal o bien con una fina capa de aceite, para evitar que el alimento se pegue.

Respecto al horno, es fundamental que esté precalentado a una temperatura de 180°C. ¿Durante cuánto tiempo se tiene que cocinar el budín? Unos 40 minutos, aproximadamente, o bien hasta insertar un palillo o cuchillo en su centro y comprobar que sale limpio y seco.

¡Listo! El budín de vainilla y almendras sin harina ni manteca ya está terminado y a punto para disfrutar. ¿Ya sabes con qué te gustaría acompañarlo?



Para dudas, sugerencias de nuevos temas de cocina y comentarios, te invitamos a escribirnos a contacto@mdzol.com y responderemos a la brevedad.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?