Las 7 propuestas que Rodolfo Suarez no pudo concretar

Las 7 propuestas que Rodolfo Suarez no pudo concretar

Algunas iniciativas aparecen en su plataforma de campaña, otras fueron anunciadas en sus discurso de apertura de sesiones ordinarias y están aquellas que fueron lanzadas y sorprendieron incluso a sectores del mismo espacio político. Por diversos motivos, hay temas que el gobernador no pudo lograr.

Laura Fiochetta

Laura Fiochetta

El gobernador Rodolfo Suarez cumple 3 años de Gobierno. El 9 de diciembre de 2019 asumió el poder y en estos años, marcados en gran parte por la pandemia del coronavirus, hubo iniciativas que pudo concretar y otras, en cambio, que se vieron frustradas por diversos motivos, como la oposición popular, legislativa o porque no las impulsó.

Su primera gran propuesta que cayó a los días de ser anunciada, como se sabe, es la reforma de la ley 7722 que propuso para poder hacer minería metalífera en todo el territorio provincial. El proyecto fue enviado a la Legislatura casi en simultáneo con su asunción en el Gobierno y a pesar de que se aprobado, tuvo que vetarlo. Es que la población de distintos lugares de Mendoza salió a las calles de forma masiva a reclamar bajo la consigna de “El agua de Mendoza no se negocia”. Esa situación que tuvo amplia repercusión nacional generó que el PJ, que en gran parte había avalado a Suarez, le quitara el apoyo. Finalmente el penúltimo día del año, la Legislatura vetó la norma reformada a pedido del gobernador y volvió a estar en vigencia la ley 7722.

Durante en su campaña electoral, Suarez había avisado estar a favor de "una minería responsable, cuidando el agua, con consenso social. Es una actividad que nos puede generar no menos de 20 mil puestos de trabajo, con tan solo el 5% del potencial de desarrollo en Mendoza. Es un debate que se ha dado bien durante el año pasado en la Legislatura, pero tiene que ser sobre todas las cosas preservando nuestros recursos", había dicho en los meses previos a ese fin de año de 2019.

Sin embargo no le fue para nada bien con su primer gran caballito de batalla. De hecho, ante los intentos posteriores del empresariado minero de reactivar el debate, o del intendente de su propio partido, el radical malargüino Juan Manuel Ojeda de pedir la zonificación minera para su departamento, la respuesta de Suarez fue siempre la misma: todo por dentro de la 7722.

Con la reforma de la ley de Educación le pasó algo similar. El 17 de setiembre de 2020 se reunió el Consejo Provincial de Educación y en esa instancia, el director general de Escuelas José Thomas, presentó el borrador de una nueva ley de Educación.  Su plan era hacer un Congreso Pedagógico virtual del 14 al 18 de octubre en el que recogerían las sugerencias del sector docente. Luego, ese borrador sería tratado por la Bicameral de Educación, una comisión legislativa que tenía 90 días para modificarlo, y tratarlo luego en el recinto legislativa. Pero con el paso de los días, la oposición de la comunidad educativa fue creciendo. En las calles se hablaba de que atentaba contra estabilidad de los cargos docentes y no garantizaba la educación artística en las escuelas.

En plena pandemia, distintos y extensos caravanazos recorrieron las calles de Mendoza para expresar el “No a la reforma educativa”. El 4 de octubre, es decir, a menos de dos meses del impulso a la iniciativa, el gobernador avisó que la norma se trataría en 2021. Esa situación nunca ocurrió aunque algunos sectores sostienen que parte de la norma se ha ido efectivizando parcialmente con algunos proyectos de la DGE.

En campaña, Suarez sostuvo que había que aprobar un proyecto de reforma constitucional que incluyera la reelección de gobernador “Hace años que vengo sosteniendo que una sola reelección para gobernador está bien, como existe en todos los países del mundo. Porque llevar adelante políticas públicas en cuatro años, es muy poco", sostuvo pero apenas asumió como gobernador impulsó una reforma de la constitución sin ese punto para lograr el consenso de la oposición.

La reforma de la constitución apareció en sus tres discursos de apertura de sesiones ordinarias, que en Mendoza la asamblea se hace todos los 1 de mayo. El Gobernador pidió la modificación de la carta magna para poder en entre otros puntos, convertir las dos cámaras legislativas en una sola y ahorrar fondos públicos. Pero para eso requiere los dos tercios de la Legislatura y la oposición se ha negado a dar el aval a su proyecto. “En todo caso, a quienes expresan no sentir simpatía con los términos de nuestro proyecto, que enviamos para su estudio a la Legislatura hace casi 9 meses, les quiero recordar que lo que estamos impulsando en el fondo es la apertura de un debate constituyente que no admite más demoras ni excusas. Un debate abierto en el que se podrían contraponer todas las miradas para encontrar la mejor síntesis que vuelva a darle vigor a nuestra Constitución. A partir de la reforma se podría disparar la actualización de un gran número de leyes que acerquen las normativas a una vida más acorde con los tiempos en que vivimos”, expresó en su segundo discurso de apertura.

En el tercer discurso que fue este año, volvió a reclamar sin éxito. “Vamos a insistir porque es esencial para la modernización y la proyección de Mendoza”, aseguró. Además, le pidió que deje de “poner palos en la rueda a la hora de avanzar sobre las reformas de fondo que necesitan mayorías especiales”. Recordó que “la reelección del gobernador está expresamente bloqueada” y que ya “no hay excusas justificables” para impedir el debate. Sin embargo no hubo avances.

Por la ausencia del laudo presidencial, la obra hidroeléctrica Portezuelo del Viento que estaba proyectada en Malargüe ha quedado empantanada y hay quienes se animan a decir que nunca se hará. En su primer discurso de apertura en 2020, Suarez aseveró que “Portezuelo del Viento está en proceso de recepción de ofertas y lo pondremos en marcha antes de fin de año. Este proyecto será el puntapié para el relanzamiento de una estrategia de crecimiento de este sector que viene siendo postergado hace décadas, no sólo en Mendoza sino en Argentina. Dentro de las leyes que enviaremos a la Legislatura, está contemplado que el dinero producto de la venta de la energía de Portezuelo del Viento sea reinvertido en el desarrollo y la construcción de nuevos proyectos que permitan darle continuidad a la mano de obra que será creada por Portezuelo”.

En 2021 dijo algo similar: “Portezuelo sigue adelante. Luego del acto de la última apertura de sobres del proceso licitatorio, la oferta económica tiene seis variables, que van desde 884 millones de dólares hasta 1.063 millones de dólares. Los costos calculados por la UTE Malal-Hue son la última instancia del proceso de licitación y el paso anterior a la adjudicación definitva de la obra. Previo al análisis de dichas ofertas, vamos a proceder a pedir mejoras, como es habitual en los procesos licitatorios con oferente único”.Pero todo quedó en la nada por ahora. Ante la ausencia de la opinión presidencial por el reclamo de La Pampa que se oponía a la obra, Suarez decidió el 24 de agosto pasado hacer la obra El Baqueano con los fondos que estaban destinados a Portezuelo.

En su primer discurso de la asamblea de sesiones ordinarias, Suarez propuso crear Fecofrut, una asociación de productores e industriales. “En ese sentido es que remitiremos a esta Honorable Legislatura un proyecto de ley que establezca la factibilidad agrícola de implantación, que busca adecuar la oferta de variedades frutícolas y vitícolas a la demanda proyectada. Propondremos la creación de Fecofrut, una asociación de productores e industriales que desarrollen productos partiendo de la demanda que los mismos tengan a nivel local e internacional, procurando que logren escala para poder responder. Promoveremos el asociativismo y el cooperativismo como instrumentos estratégicos con visión de mercado, ya que son una buena forma de evitar las concentraciones que redundan en posiciones abusivas”, sostuvo en plena pandemia.Hubo muchas reuniones posteriores al anuncio de esta agrupación pero el proyecto nunca llegó a la Legislatura provincial. Se puede rastrear en los buscadores de las páginas de ambas cámaras y la propuesta no figura. Consultados referentes del sector, no han sabido más de la iniciativa. Un mes y medio después del anuncio oficial le cambiaron el nombre: paso a llamarse Producción Asociativa Mendoza pero no pasó por la Legislatura sino que apuntó a ser un programa para incorporar tecnología directamente desde la Dirección de Cooperativas. Este año sí se han impulsado cambios en la ley de Economía social. 

En tanto, durante su campaña electoral el Gobernador propuso la creación de un banco provincial como supo tener Mendoza hace más de 30 años El 6 de junio de 2019 a la 1.30 pm dijo por Twitter: Un estado serio, ordenado y responsable puede apostar a un gran proyecto como el de tener un Banco provincial #MejorParaMendoza. Sin embargo el banco no es una prioridad hoy.

 

En campaña prometió tener un despacho en San Rafael y en plena pandemia volvió a repetirlo pero aún no lo hizo. En el almuerzo virtual de las Fuerzas Vivas de ese departamento que se hizo en 2020, donde convocó al sector privado a trabajar en conjunto frente a la crisis."Me hubiese gustado estar de forma presencial, pero las circunstancias no lo permiten y en cuanto se pueda voy a reactivar mi despacho allá tal como lo anuncié en la campaña”, señaló Suarez."Una o dos veces al mes, el gobernador debe ir y atender los problemas allá”, aseveró pero no lo hizo.

En lo que va de su gestión, no sólo no instaló el despacho ni fue una vez al mes al departamento más grande del Sur sino que fue sólo seis veces a ese lugar. 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?