Para disfrutarla todo el año, cómo mantener una planta de menta

Para disfrutarla todo el año, cómo mantener una planta de menta

Esta aromática es fácil de cuidar y podrás usarla en diversas preparaciones

Napsix

Son varias las aromáticas populares en gastronomía que puedes cultivar en casa. Entre ellas, destaca la menta, que es muy valorada para elaborar diversos platos, tragos o infusiones. Sin importar cuál es el uso que quieras darle, podrás tenerla en casa y poder disfrutarla todo el año siempre que le brindes los cuidados pertinentes para su desarrollo.

La menta goza de mucha popularidad. Aunque debes saber que existen diferentes variedades, por lo que tienes que conocer bien tu planta para conocer sus características específicas. Pero además, es importante saber que la puedes disfrutar todo el año: en hojas frescas durante los meses de primavera y verano o bien disecadas en el invierno, cuando la planta se seca para recuperarse en la primavera. Pero si estás pensando en tener esta aromática en el jardín, será mejor atender a sus cuidados más importantes, de manera de no perderla en ningún momento del año.

La menta es aprovechada para diversas preparaciones
Fuente: Shutterstock

Ubicación

Un aspecto a tener en cuenta si deseas tener en casa una planta de menta, es el espacio donde la colocarás. En esto, debes saber que se puede tener en el jardín pero para ello, necesitarás que se encuentre en un espacio con buenas dosis de sol directo en la mañana o la tarde evitando la iluminación natural directa durante las horas de mayor exposición.

Riego

Uno de los cuidados fundamentales para tu planta de menta, es su riego. Este debe ser abundante y se le debe otorgar a la misma un espacio en el jardín donde goce de humedad constantemente, lo cual favorecerá su desarrollo y floración.

Existen diferentes variedades de menta
Fuente: Shutterstock

Abono

Respecto del abonado, la menta requerirá un poco de abono orgánico que le permita desarrollarse de manera constante. Podrás colocarle un poco cada 20 días durante los meses de su desarrollo.

Poda

Aunque parezca menor, también es preciso podar tu planta de menta, especialmente si la tienes en maceta, dado que naturalmente se irá expandiendo hacia los lados. Cuando lo hagas, quita las hojas secas, favoreciendo nuevos brotes.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?