Ministro boliviano: "Jamás se detuvo a ningún diputado argentino"

Ministro boliviano: "Jamás se detuvo a ningún diputado argentino"

Arturo Murillo, ministro de Gobierno de Bolivia, aseguró que el diputado argentino no reconoció otros ingresos previos al país, lo que es ilegal.

MDZ Mundo

MDZ Mundo

“Anoche ha habido una corriente de desinformación indicando que se habría detenido a diputados argentinos. Eso jamás sucedió. Jamás la Policía Boliviana ni Inmigración detuvo a nadie”, afirmó Arturo Murillo, ministro de Gobierno de Bolivia, sobre la presunta detención del diputado argentino Federico Fagioli al intentar ingresar al país como veedor de las elecciones. 

“Sí se le dijo al señor Fagioli, diputado argentino, que no era bienvenido a Bolivia y que por favor regresara a su país. Él vino con otros diputados argentinos. Con los otros no hubo ningún problema”, agregó.

Agregó que el diputado argentino mintió a Migraciones sobre su flujo de ingresos a Bolivia, lo que es un delito, luego de negar haber ingresado al país cuando lo había hecho en octubre y noviembre de 2019.

Si bien Fagioli “no es bienvenido” en Bolivia, por falsear información sobre lo ocurrido en protestas de 2019, se le permitió entrar luego de una petición del presidente del Tribunal Supremo Electoras y de la Organización de Estados Americanos (OEA).

Por otra parte, Murillo aseguro que el diputado argentino no pertenece a ninguna comisión de observadores de las elecciones sino que fue invitado por la presidenta del Senado, Eva Copa.

 “Esperamos con los brazos abiertos absolutamente a todos los veedores que quieran venir. (...) Lo único que pedimos nosotros es que no hagan injerencia, que no vengan a meterse en problemas internos. Los bolivianos ya estamos lo suficientemente maduros como para resolver nuestros temas en las urnas”, aseguró. “Quiero dejar en claro que la seguridad de absolutamente todos los observadores y los que no son observadores, de los que ha invitado el MAS, está absolutamente garantizada en nuestro país, porque nuestro país es 100% democrático”, comentó Murillo.

Alberto Fernández, denunció en su cuenta de twitter que la delegación argentina fue maltratada y advirtió de la situación a la presidenta interina de Bolivia, Jeanine Áñez.

Luis Arce, candidato presidencial por el Movimiento al Socialismo (MAS) también condenó el “maltrato” y exigió el respeto a los derechos de las delegaciones internacionales.

 

En la misma sintonía, la presidenta de la Cámara de Senadores, Eva Copa, -quien invitó a los diputados argentinos- expresó su “solidaridad”, a través de las redes sociales.

Las relaciones entre Argentina y Bolivia son tensas desde la asunción de Alberto Fernández, quien dio asilo a Evo Morales en el país.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?