Bochornosa despedida a Diego: dudas y certezas de lo que pasó en Plaza de Mayo

Bochornosa despedida a Diego: dudas y certezas de lo que pasó en Plaza de Mayo

El analista Daniel Bilotta observó y nos detalló una serie de situaciones sospechosas que llevarían a pensar en su vínculo directo con la política. ¿Quién pagó las decenas de micros en los que llegaban? Lo hablamos en el aire de Uno Nunca Sabe

MDZ Radio

MDZ Radio

El analista político Daniel Bilotta habló en Uno Nunca Sabe sobre los episodios vergonzosos que se vieron ayer en la despedida a Diego Maradona. Pero también resaltó situaciones llamativas, que si bien no se pudieron confirmar, hacen dudar sobre ese eterno vínculo entre los barrabravas y la política.

La despedida de Diego Maradona estuvo teñida de emoción, dolor y homenaje, pero también marcada por el bochorno y la falta de control de las autoridades, tanto para organizar un evento de esta envergadura como para controlar los desmanes. Con nuestro columnista político Daniel Bilotta hablamos de esto, pero también detallamos hechos llamativos que algunos no han tenido en cuenta.

Según contó Bilotta ayer a la ciudad de Buenos Aires, solo por Maradona, debe de haber ingresado medio millón de personas. "Era obvio que no iban a verlo todos en 8 hs. Menos en Casa Rosada, que no te permite que haya circulación, que la fila gire y nunca se detenga", argumentó. "Me da la impresión, más allá de que el Gobierno quiera responsabilizar a la familia de Maradona, que todo lo que podía salir mal ayer ocurrió, todo junto". 

Por otro lado, el analista político se sorprendió de que "quienes miramos esta combinación entre políticos, barrabravas, sindicatos y servicios de inteligencia, estamos sorprendidos de la enorme calidad de convivencia entre los barras", dijo con una cierta sonrisa Bilotta. "Fijate que todo el conflicto estuvo entre el Estado y los barras, nunca entre los los propios barrabravas. Es llamativo por la enorme cantidad de camisetas antagónicas que podían verse", completó.

Esto llevó a nuestro analista a reflexionar : "Tal vez esta transitoria solidaridad de barras tenga alguna razón política más. Por supuesto anoche nadie quería hablar de esto en Casa de Gobierno, pero existe la sospecha de que mínimo 2 intendentes hiper k podrían haber colaborado al menos en la logística para que lleguen. Algunos clubes, convocaron 20 micros que implican una suma importante de dinero y no me imagino a los hinchas haciendo una colecta para pagarlos, podría ser que la política estuviera ahí".

¿El gobierno quiso capitalizar políticamente la muerte de Diego?

Para Bilotta está claro que la respuesta a esta pregunta es "sí" y argumentó los motivos que lo llevan a asegurarlo. "Al poco rato de que se conoció la muerte de Diego, el Gobierno ya exponía su intención de que el funeral ocurra en Casa Rosada y dispuso los 3 días de duelo".

Luego, "responsabilizaron a la familia por no extender el horario del funeral, siendo que la visita al féretro no tenía nada que ver con los incidentes. Probablemente si lo hubiesen extendido, eso tampoco habría garantizado una desconcentración tranquila".

Otros desaciertos

Según Bilotta, estos fueron los errores e interrogantes que hicieron que la ceremonia funeral de Diego dejase de ser lo importante:

  1. El Gobierno le preguntó a la familia de Maradona dónde lo quería velar. "Me parece un exceso, podés poner algo a disposición pero también debes garantizar la seguridad. No entiendo por qué Claudia fue quien resolvió dónde hacerlo, siendo que es sabido para quienes conocemos la Casa Rosada que no tiene espacios amplios para este tipo de eventos".
  2. "Si la familia pone una condición horaria, por qué cuando el Gobierno supo que no iba a tener esos 3 días con los que probablemente Fernández soñaba para apropiarse políticamente del hecho, no lo comunicó claramente".
  3. "¿Quién y por qué dio la orden de que a las 14.30 la policía de la ciudad, que por un acuerdo de la noche anterior dependía transitoriamente del operativo de seguridad nacional, corte el tránsito y desarme el operativo montado? Y además, ¿alguien le avisó todo esto a Wado de Pedro?". 

Pero finalmente, para Bilotta la "pregunta del millón" pasa por otro lado, que es lo que llama la atención: "si te entra un grupo desbocado a Casa de Gobierno, ¿por qué no fueron más lejos?, ¿qué los detuvo y los amontonó en el único lugar libre que tiene esa dependencia, que es el Patio de las Palmeras?". "Es todo muy extraño y no deja de mostrar la impericia del gobierno para organizar esto", concluyó.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?