La Bestia: cómo es la limusina blindada que traslada al presidente de Estados Unidos

La Bestia: cómo es la limusina blindada que traslada al presidente de Estados Unidos

El Cadillac One, mejor conocido como La Bestia, es el auto oficial del presidente de Estados Unidos y se está paseando por las calles de Madrid mientras se reúnen los mandatarios de la OTAN.

MDZ Estilo

MDZ Estilo

Durante el 28 y 30 de junio se está llevando a cabo la cumbre de la OTAN en Madrid para tratar lo referente a la invasión rusa de Ucrania y la posible adhesión de Suecia y Finlandia a la poderosa alianza militar conformada en la Guerra Fría.

Transportar a los mandatarios de los países es siempre una tarea de máxima seguridad. Pero cuando se trata del presidente de los Estados Unidos, el asunto adquiere un dimensión mayor.

Las calles de Madrid acogen esta reunión con los máximos mandatarios de los países miembros de la OTAN y por allí se desplaza 'La Bestia', la imponente limusina que traslada al actual presidente de los Estados Unidos, Joe Biden.

La Bestia es una fabricación exclusiva de la automotriz estadounidense Cadillac para el presidente de Estados Unidos y fue estrenado por el expresidente Donald Trump. Un modelo anterior entró en servicio en 2009 durante la presidencia de Barack Obama.

La limusina presidencial, conocida como La Bestia o Cadillac One, tiene un valor de 1,3 millones de dólares, una longitud de 5,4 metros y un peso de 10 toneladas.

Este vehículo de lujo integra un gran sistema de seguridad que lo convierte en un búnker sobre ruedas para el mandatario de los Estados Unidos pero, además, tiene todas las comodidades y el lujo de una limusina.

La Bestia luce un estilo elegante y moderno y al mismo tiempo es capaz de resistir explosiones de bombas y ataques con sustancias químicas ya que el interior puede sellarse herméticamente.

Su carrocería se compone de acero, titanio y aluminio con cristales de un grosor de 12,7 centímetros resistentes a las balas. En su frente destaca una refinada parrilla característica de los automóviles Cadillac.

En su interior, La Bestia cuenta con su propio suministro de oxígeno en caso de un ataque químico o biológico. Además, dispone de una amplia gama de suministros médicos a bordo, entre ellos un suministro de sangre del mismo grupo sanguíneo que el presidente Joe Biden.

A pesar de todo el equipamiento tecnológico del Cadillac One, cuenta con una desventaja importante y es que debido a su gran peso por el blindaje de alta seguridad no se mueve de forma ágil. Por lo que La Bestia no sería una buena opción en una persecución. Sin embargo, contrarresta este defecto con un sistema que derrama aceite para que los vehículos que lo persigan resbalen y pierdan el control.

En cuanto a los neumáticos, a diferencia de las ruedas de otros vehículos, las de La Bestia no usan aire. Por lo tanto, puede seguir avanzando normalmente en caso de recibir disparos. 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?