3 Malbec de lugares diferentes que sorprenden: de Salta, San Juan y Mendoza

3 Malbec de lugares diferentes que sorprenden: de Salta, San Juan y Mendoza

Son diferentes Malbec que llegan de distintos lugares de la Argentina. En el mes de esta cepa emblema, las particularidades de un varietal que nos posiciona en el mundo.

MDZ Divinos

MDZ Divinos

Todo este mes hemos estado festejando el Malbec. Ese que colocó a la Argentina en los principales mercados del mundo.

Durante la década de los 90, nuestro país logro ubicarse como líder con este varietal. Se plantaron más de 10000 hectáreas y se convirtió en el líder indiscutido de las exportaciones del país.

Vinos diferentes, una gran extensión

Desde Salta hasta la Patagonia Argentina, y con el desarrollo de nuevos viñedos, el Malbec argentino va encontrarnos diferentes formas de expresarse. Todas con una calidad sobresaliente y producto del desarrollo de muchos técnicos abocados a la evolución del varietal argentino.

Te vamos a mostrar tres ejemplos bien diferentes de la cepa de nuestro país, para seguir festejando durante todo el año.  

El Esteco Blend de Extremos nace del desafío, de la búsqueda. Un blend que revaloriza el terroir exclusivo de la región combinando lo mejor de dos regiones inhóspitas y extremas, Chañar Punco y Cafayate.

Un vino que muestra estos dos valles extremos y que resulta toda una novedad para el Malbec en nuestro país. 

“Es la combinación de uvas provenientes de nuestras selectas fincas de los Valles de Cafayate (Salta) y Chañar Punco (Catamarca). Es una búsqueda incansable en destacar las potencialidades de los Valles Calchaquíes, los viñedos más altos del mundo”, detalla Alejandro Pepa, enólogo de la bodega El Esteco.

Alejandro Pepa, enólogo de El Esteco.

Desde otro valle diferente, ya en la provincia de San Juan, es lo que propone Demencial de Finca Las Moras. Los viñedos desde donde llega este vino están ubicados en el Valle de Calingasta, a 1500 m.s.n.m y con presencia de calcáreo. Es un vino muy expresivo y moderno, que renueva al Malbec y sus zonas. 

Malbec con estructura media, marcada acidez, tenso y carnoso en boca. De color rojo rubí intenso y delicado aroma a guindas. Un varietal que ha logrado adaptarse a las condiciones de un Valle rodeado por la precordillera y Cordillera de los Andes, que expresa todo su perfil en una planta que crece en suelo escaso, limoso y mineral.

“Las uvas de Finca Las Moras provienen de los principales valles donde se produce vino en San Juan, desde el Valle del Pedernal, el Valle El Zonda, el Valle de Ullum, de Tulum y claro, desde el Valle de Calingasta, de donde vienen las uvas malbec con el que se hace este Demencial” explicó el enólogo Germán Buk.

“Suelos aluvionales, de esos calcáreos que se hicieron tan famosos, de hace 7 millones de años, con caliza, en un lugar único donde la temperatura y la luminosidad juegan un papel distinto a 1.500 metros de altura” cuenta Buk con visible emoción al explicar que “son viñedos de entre 10 y 15 años, donde se puede apreciar el trabajo de la uva para tomar todo lo que un ambiente como el del Valle de Calingasta puede ofrecer, amplio y siempre fresco. Tiene unos 70 km de ancho, con una temperatura promedio de 17º C”.

Germán Buk.

En 1983, en homenaje a los 100 años de la bodega, Bodega Trapiche emerge con la línea Medalla. Un vino de excepción elaborado con uvas provenientes de la Primera Zona vitivinícola mendocina. Sus viñedos predominantemente antiguos, durante décadas han dado lugar a los más prestigiosos vinos argentinos.

El Malbec está criado en barricas de roble francés de primer uso durante 18 meses y tiene una estiba de 6 meses. Su potencial de guarda es de 10 años y constituye una de las grandes etiquetas de Malbec en Argentina. 

De un intenso color púrpura con tonalidades violáceas, este Malbec expresa aromas concentrados de frutos rojos, ciruelas, cerezas y pasas de uvas. Se destacan notas de vainilla, coco y pan tostado gracias a su crianza en roble. En boca se lo encuentra carnoso, de buen volumen y percibiéndose untuoso. Se destacan sus sabores a frutas maduras, con notas especiadas, con un agradable y persistente final.

Sergio Casé, enólogo de Trapiche.

“Es un Malbec que combina lo mejor de la esencia del varietal con la modernidad aportada por el estilo actual. Es un vino balanceado, que representa de gran forma a la variedad emblema nacional. Es un orgullo poder elaborarlo”, explica Sergio Casé, enólogo principal de Bodega Trapiche.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?