El postre real con chocolate belga muy fácil de preparar en casa

El postre real con chocolate belga muy fácil de preparar en casa

El chocolate belga contiene un 100% de manteca de cacao y tiene otras características que lo convierten en único. Hoy se hacen muchos postres con este ingrediente.

MDZ Gastronomía

MDZ Gastronomía

El chocolate belga es históricamente un lujo que se dan las personas ricas, pero hoy está al alcance de la mano de todos ya que se comercializa alrededor del mundo. Bélgica tiene muchas fábricas de chocolate y grandes marcas, que son ideales para preparar postres de primer nivel y sorprender a los amigos.

El cheesecake es uno de los platos dulces más populares del mundo y generalmente tiene base de ricota, requesón, queso quark y azúcar. Sin embargo, con los años se han creado muchas versiones de esta tarta que se han vuelto muy reconocidas como la de vainilla o frambuesa.

Las familias poderosas y ricas del mundo no son ajenas a este postre y una de ellas es la monarquía británica, quienes tienen un receta muy particular. El clan de la reina Isabel II es fanático del cheesecake en su versión de chocolate belga, lo que lo hace exclusivo y delicioso.

¿Cuál es la diferencia entre el chocolate belga y el resto de los chocolates? El dulce que se crea en este país europeo se muele extremadamente fino y tiene un contenido de cacao superior al resto. Además, contiene un 100 % de manteca de cacao y tradicionalmente, los productores eligen granos de calidad.

Cheesecake de chocolate belga en pocos minutos

Ingredientes

  • 453 g de chocolate semiamargo trozado belga
  • 680 g de queso crema, a temperatura ambiente
  • 2/3 tazas de azúcar
  • 4 huevos
  • Cremas batidas, o montada, cantidad necesaria

Preparación

  1. Precalentar el horno a 147°C. Enmantequillar y forrar con papel encerado un molde para pastel circular de aproximadamente 22 cm de diámetro.
  2. Derretir a baño maría el chocolate y cuando se retire de fuego revolver para que se enfríe.
  3. Batir el queso crema en una batidora hasta que se suavice. Agregar el azúcar y batir tres minutos más hasta que la mezcla esté airosa, suave y sin grumos.
  4. Mezclar los huevos en un bowl y luego ir incorporándolos lentamente en la batidora a velocidad baja. Seguir batiendo y agregar el chocolate derretido. Revolver 2 minutos más. (la mezcla se va a endurecer)
  5. Verter todo en el molde para pastel y colocar a baño maría dentro del horno. Dejar hornear por una hora o hasta que el cheesecake se empiece a separar de los bordes del molde.
  6. Sacar del horno, dejar reposar hasta 4 horas si es necesario y desmontar con la ayuda de una espátula o cuchillo. Decorar con la crema batida.

El cheesecake de chocolate belga es realmente delicioso para el paladar por su gusto sofisticado. Sin embargo, para aquellos que prefieren el clásico dejamos a continuación una receta muy fácil y rápida para hacer:



Para dudas, sugerencias de nuevas recetas y comentarios, te invitamos a escribirnos a contacto@mdzol.com y responderemos a la brevedad.

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?