Por qué el padre del emir de Qatar abdicó al trono siendo tan joven

Por qué el padre del emir de Qatar abdicó al trono siendo tan joven

El emir padre de Qatar es el principal responsable de que este país se haya convertido en la potencia económica que es en la actualidad. Descubre por qué cedió su lugar en el trono.

MDZ Estilo

MDZ Estilo

En 2013, el emir de Qatar sorprendió al mundo al abdicar el trono en favor de su hijo. El jeque Hamad bin Jalifa Al Thani comunicó que era momento de dar mayor lugar a las nuevas generaciones y llevó adelante una acción muy poco habitual en los emiratos del Golfo.

El Emir Padre desarrolló el poderío económico de Qatar gracias al gas y al petróleo y a las alianzas con potencias de Occidente como Estados Unidos - Fuente: diwan.gov.qa 

Qatar y su emir: la dinastía de los Al Thani y la transición del trono en 2013

La dinastía de los Al Thani es la familia que está al frente de la monarquía de Qatar desde hace unos 150 años. Hamad bin Jalifa Al Thani, el anteúltimo emir hasta el momento, ocupó este cargo durante 18 años, entre 1995 y 2013. 

Nacido el 1 de enero de 1952, a mediados de 2013 sorprendió al mundo debido a que decidió abdicar y dejarle su lugar a su hijo, Tamim bin Hamad Al Thani. 

Esto supuso una importante sorpresa ya que es una acción sumamente inusual en este tipo de monarquías del mundo arábigo, donde por lo general los líderes ocupan su cargo de por vida. 

Acerca de los motivos que lo llevaron a tomar semejante decisión, Hamad bin Jalifa consideró que para él era momento de que las nuevas generaciones comenzaran a tener un lugar más importante y de mayor responsabilidad. 

Tamim bin Hamad Al Thani: las principales claves del actual emir de Qatar

Tamim bin Hamad Al Thani nació el 3 de junio de 1980 y en 2013 se convirtió en uno de los líderes más jóvenes de la región arábiga. Si bien llegó al trono mucho antes de lo imaginado, sabía que este era su destino desde el 2003, año en el que su hermano mayor, el jeque Jassim, renunció a su derecho al título.

En un plano profundo, el cambio de emir no implicó grandes modificaciones para el devenir social, político y económico de Qatar. La gestión de Hamad bin Jalifa se caracterizó por convertir a este país en una potencia mundial sobre la base de la producción de gas y petróleo, y su hijo siguió su camino.

La línea de continuidad entre padre e hijo se observa también en que el jeque Tamim ya formaba parte de la gestión del país desde hace muchos años.

“Estoy totalmente seguro de que está a la altura de la responsabilidad”, dijo Hamad sobre su hijo en el preciso momento en el que anunció su abdicación al trono. Al día de hoy, el famoso jeque tiene 70 años y es conocido como Emir Padre.

 

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?