Botellas de vidrio, frascos de yogur y más elementos que se pueden convertir en macetas

Botellas de vidrio, frascos de yogur y más elementos que se pueden convertir en macetas

En el caso de las botellas de vidrio vacías, sirven para crear macetas y también otros objetos como lámparas y centros de mesa.

MDZ Estilo

MDZ Estilo

A la hora de elaborar macetas caseras, ideales para la decoración del jardín y del hogar, son muchos los objetos que se pueden utilizar. Desde botellas de vidrio vacías hasta frascos de yogur, en esta oportunidad te contamos cuáles son todos los que se pueden utilizar y también compartimos las principales claves a tener en cuenta para la elección. No te pierdas los detalles.
 

Fuente: pixabay.com

5 claves a tener en cuenta a la hora de hacer macetas caseras

1. Se pueden hacer con numerosos objetos.
Primero lo primero: las opciones para crear macetas y floreros caseros son tan variadas como numerosas, por lo que todo queda en función de la creatividad y la imaginación de cada persona.

Botellas de vidrio vacías, frascos de yogur y de mermelada (siempre de vidrio), tazas y vasos rotos (que no estén hechos trizas) y frascos de café en polvo son apenas algunas de las tantas opciones disponibles.

Es más: quien se anime y tenga facilidad para las manualidades, hasta puede realizar la propia con cerámica fría. Incluso hay gente que convierte neumáticos viejos en macetas para el jardín.

2. Pensar en los tamaños y en la ubicación.
Hacer una maceta casera no es tan sencillo como parece. Por lo contrario, es una tarea cuya planificación requiere de tener varios aspectos en cuenta.

En primer lugar, hay que observar el tamaño de los objetos en cuestión que van a ser transformados. De esto depende la planta que se va a poner en la maceta y también la ubicación de la misma.

En el caso de elegir botellas de vidrio pequeñas, por ejemplo, se pueden usar como floreros decorativos en el interior del hogar.

3. Elegir las plantas.
Del tamaño de la maceta depende también el tamaño y las características de las plantas. Por lo general, estas deben ser más bien pequeñas ya que no contarán con una gran cantidad de tierra para expandirse.

En línea con esto, se recomienda optar por especies que no crezcan mucho y que no requieran de mucho mantenimiento.

4. Tener cuidado con el regado
Es una de las claves que más hay que tener en cuenta, ya que de esto depende el bienestar de las plantas en cuestión. Al no ser macetas tradicionales, estos objetos no suelen contar con los agujeros del drenaje.

Esto significa que hay que tener mucho cuidado a la hora de regar las plantas, debido a que la acumulación de agua puede resultar tan perjudicial como la ausencia de la misma.

5. Se pueden hacer diseños temáticos.
Para finalizar, una recomendación estrictamente decorativa. Las macetas se pueden personalizar con distintos diseños, lo cual resulta ideal para las diferentes épocas del año, como es el caso de las fiestas navideñas.

Lo mismo ocurre con la elección de las plantas. En este sentido, el muérdago es una especie que está muy vinculada con la Navidad, así que ponerlo en macetas caseras se presenta como una idea original y sorprendente.

Luego de leer todo esto, ¿ya sabes con qué objetos te gustaría hacer tu propia maceta personal?

 

Subscri

Temas

¿Querés recibir notificaciones de alertas?